Jeff - feb 25, 2022

Entrevista con Gabriela Laudani, franquiciada de Mr Jeff (Colombia)

Cuando Gabriela Laudani decidió junto a su marido que querían emprender con un modelo de franquicia Mr Jeff se presentó como una opción atractiva y viable. No tenían experiencia en el sector de la lavandería, pero sí mucho entusiasmo por ponerse al frente de su propio negocio. La formación que les ofreció Jeff y el apoyo del equipo de soporte hizo el resto. 

Más de dos años después, el punto de Mr Jeff El Palomar-Marconi (Buenos Aires, Argentina) es un referente en Latinoamérica. El camino no ha sido siempre fácil: con una pandemia de por medio, Gabriela Laudani defiende la importancia de las herramientas tecnológicas y de estar implicado en el día a día de negocio como claves del éxito.

Descubre un poco más sobre la historia de esta emprendedora que abrió su propia lavandería Mr Jeff en Argentina en esta entrevista. 

Descubre cómo abrir tu propia lavandería

 

¿Cuál fue tu motivación para empezar el negocio Mr  Jeff? ¿Qué buscabas en aquel momento?

Conocí Mr Jeff de casualidad. Me apareció una una propuesta de esta franquicia en redes sociales y, al mismo tiempo, mi esposo manifiestó que estaba interesado en tener un negocio en franquicia. Mr Jeff se presentó como una oportunidad de hacer algo juntos.

Me atrajo mucho lo novedoso de lo tecnológico y me llamó mucho la atención la imagen global de la compañía. También nos dio mucha tranquilidad ver que, si bien Jeff es española, atiende las realidades de cada país, incorporando a su equipo de trabajo personas de diferentes nacionalidades.

De un día para otro decidimos adquirir la franquicia, sin saber mucho pero con mucho entusiasmo y considerando que era una buena alternativa.

¿Cómo os ayudó Jeff a familiarizaros con el sector?

Cuando nosotros empezamos era todo muy personalizado. Nosotros asistimos a capacitaciones, a formaciones… Lo virtual existía, pero como complemento. Tuvimos visitas de personas de Jeff en nuestros locales para ver cómo estábamos trabajando, para ver cómo habíamos puesto en marcha todo lo que nos habían preparado. La asistencia era más directa, lo que hacía que también fuera más limitada por cuestiones de tiempo. 

Hoy en día Jeff, aparte de ofrecer la franquicia, ofrece una una escuela de lavandería a través de Jeff Academy, donde uno tiene infinidad de alternativas de capacitación. Esto es cientos de veces más potente que la opción offline.  Realmente es una escuela para aprender todos los aspectos necesarios para llevar el negocio adelante.

 

¿Qué le dirías a una persona que está valorando emprender con Jeff?

Obviamente, Jeff no es mágico. No es para el que pretende hacer una inversión y a los tres meses duplicarla o triplicarla. Sí es para alguien que quiere comprometerse con un negocio que al principio puede ser un trabajo propio y para en un futuro alejarse y dejar a otras personas a cargo. Un negocio donde uno puede crecer, tanto en variedad por las distintas ofertas que presenta Jeff como en cantidad, abriendo nuevos puntos. 

Es una alternativa para alguien que está en una etapa final laboral, para alguien que se está iniciando, para alguien que quiere tener un extra… Presenta una diversidad que no es fácil de conseguir. 

descargar el plan de negocio de una lavandería

¿Qué herramientas te ha facilitado Jeff y cuáles te parecen más útiles?

Jeff es, más allá de una marca, una empresa sumamente dinámica que se anticipa a las necesidades. Por ejemplo, cuando empezó la pandemia la desesperación de los pequeños negocios locales era cómo llegar al cliente que no puede salir de su casa. Nosotros ya lo teníamos resuelto: teníamos la Jeff App que permite al cliente llegar a nosotros.

Además, me promociono como la presidenta del club de fans del Jeff Suite. Esa herramienta es maravillosa, no tiene límites. Tener Jeff Suite es tener un empleado o más de un empleado trabajando al lado nuestro. Nos ahorra directamente los costos de un empleado. 

Permite analizar los clientes y su comportamiento de una forma que sería imposible hacerlo de forma manual. Permite, con tres o cuatro clics, crear una campaña para un grupo determinado de clientes. Permite tener un seguimiento de los gastos y de los ajustes que debe hacer. Permite tener ahí mismo una escuela de formación. Uno podría hablar horas y horas y horas de todo lo que tiene porque realmente es mucho. 

Yo no sabía de marketing, no sabía de lavandería, no sabía cómo hacer campañas, no sabía cómo organizar el recorrido que tiene que hacer una persona que va a retirar o a entregar un pedido. Todo eso me lo dio Jeff. Es la herramienta principal porque es de donde derivan todas las demás. 

Después, por supuesto, el Jeff Drivers, la herramienta que tiene quien hace el delivery.

Mi recomendación: usarlas, usarlas y usarlas. Es necesario para que uno pueda hacer crecer el negocio.

 

¿Cómo ha sido tu experiencia con el equipo de soporte?

Jeff nos pide que tengamos con nuestros clientes una relación muy personal, muy diferente a la que normalmente se maneja en un rubro de servicios. Lo mismo que nos pide Jeff con nuestros clientes es lo que Jeff hace por nosotros como partners. 

El contacto con nuestros Partner’s Success es excelente y personalizado, nos reunimos habitualmente con ellos. Estas personas son facilitadores para conectarnos con otros sectores de Jeff en la medida que lo necesitamos. A veces no nos ponemos de acuerdo, pero destaco que cuando nosotros reclamamos algo obtenemos respuestas

También está todo el soporte desde el chat de Jeff Suite, con personas que reciben nuestras consultas y que tienen la potestad de resolver peticiones. 

Quiero destacar que respetan el horario en el que trabaja cada país. Jeff es Jeff 24 horas porque atiende todos los horarios. Parece algo menor pero, habiendo diferencias horarias, realmente eso es un plus muy importante. 

 

¿Cuáles crees que han sido las claves del éxito de tu Mr Jeff?

En nuestro caso nuestra idea era inicialmente manejar el negocio como autoempleo y estuvimos presentes en el día a día del comienzo. No solo mirando, estuvimos aprendiendo a lavar, aprendiendo a secar, aprendiendo a doblar, a organizar el local… 

Otro punto es la selección del personal. El personal tiene que transmitir cuál es la filosofía de Mr Jeff, entender que esto no es una lavandería más. Una de nuestras empleadas ha trabajado en otra cadena de lavandería mundial y expresa las diferencias favorables que ella nota. Creo que eso es importante. 

Las redes sociales son aliadas excelentes, sobre todo en esta época, y hay que saber entender cómo es conocer la zona geográfica que manejamos y entender que hay zonas geográficas donde hay muchos clientes que van a pedir por aplicación y otras que no; y que hay zonas geográficas que requieren mucho trabajo de servicio a domicilio y otras que no. La única forma de entender eso es la presencia. La presencia al principio es clave para entender qué quiere nuestro cliente.

Descubre cómo abrir tu propia lavandería

Written by Jeff